header photo

¡DONE HOY PARA MANTENER AMÉRICA LIBRE!

                           

EDUCACIÓN

RETENCIÓN ESCOLAR

La buena educación es el principal apoyo para nuestra futura fuerza laboral. Sin embargo, la retención escolar en el Distrito 27 continúa siendo una de las más bajas en Miami-Dade. Como consecuencia, mi oficina creará un programa basado en incentivos para promover la retención escolar desde la escuela secundaria hasta la universidad.

PRESTAMOS ESTUDIANTILES MAS BAJOS

Este programa afectará directa y positivamente el monto de los préstamos de los estudiantes que los estudiantes deben pagar al completar su título. Además, mi oficina traerá fondos federales para promover el espíritu empresarial entre aquellos estudiantes que terminan una carrera y luego no encuentran trabajo.

COSTO DE EDUCACIÓN DE ALTA CALIDAD

Adicionalmente, mi oficina promoverá un programa de cupones federales similar al que entró en vigencia el 1 de julio de 2019 en Florida, lo que permitirá que más padres de bajos ingresos envíen a sus hijos a la escuela de su elección, independientemente del código postal donde viven.

PÓLIZA DE NO ADOCTRINAMIENTO

Cuando dejamos a nuestros hijos en la escuela, esperamos que sean tratados con respeto, amor y que estén protegidos de cualquier daño. En mi opinión personal, el adoctrinamiento político de los niños es otra forma de abuso psicológico infantil. Mi oficina buscará aprobar o apoyar la legislación para evitar el adoctrinamiento de los estudiantes en el sistema escolar público y hacer que los distritos escolares sean responsables de permitir el adoctrinamiento político en las escuelas públicas.

PROMOVIENDO ESPÍRITU EMPRESARIAL

Mi oficina traerá fondos federales para promover el espíritu empresarial entre aquellos estudiantes que terminan una carrera y que luego no encuentran trabajo. Trabajaremos para implementar un programa que comience a promover el espíritu empresarial, desde una temprana edad, entre los estudiantes más jóvenes.

MEJORANDO LAS HABILIDADES DE LECTURA

Mi oficina apoyará la propuesta del presidente Trump de devolver la lectura / estudios opcionales de la Biblia a las escuelas públicas. Cada padre debe ser libre de decidir si quiere que sus hijos lean la Biblia al menos una hora por día, o si quieren que sus hijos lean cualquier otro libro religioso o no religioso durante el mismo tiempo. Incluso si los padres eligen no hacer que sus hijos lean un libro religioso, los niños se beneficiarán del hecho de que tendrán una hora de lectura por día.